BLOG NO RECOMENDABLE A SOBERBIOS, RACISTAS, FASCISTAS, INTOLERANTES, POLÍTICOS, UNIFORMADOS, GUSANOS, NEOLIBERALES, PERIODISTAS DE MULTIMEDIOS EMPLEADOS DE LA S.I.P, HOMOFÓBICOS... ENTRE OTRAS DECADENCIAS ELITISTAS DE ESTE MUNDO PRECARIO.
........................."Je t'aime" n'est pas un sentiment, c'est une vérité.

NO TE OLVIDES DE JORGE JULIO LÓPEZ ~~~~ ¿TE ACORDÁS DE LOURDES DI NATALE?NO TE OLVIDES DE LA IV FLOTA, LAS BASES MILITARES EN COLOMBIA, EL GOLPE EN HONDURAS

Golpe. El diario de la conspiración.

Las charlas íntimas de Héctor Magnetto con Cobos y con Redrado, por separado, y las de estos dos. El rol de Pinedo y Morales en la maniobra destituyente más fuerte de la democracia.
.
Daniel Olivera
.
Magnetto: “Que los llamen a Alberto (Fernández) y a Sergio (Massa), ellos tienen muy en claro quien juega con quien y de qué manera podemos armar algo sólido… Un gobierno no se hace del día a la noche, acá está en juego el destino de la Argentina. A esta gente los dejamos avanzar mucho, pero todavía podemos hacerlos retroceder y poner las cosas en su lugar.
.
Cobos: “Yo hace rato que vengo trabajando con Montero en el armado de equipos técnicos y de ahí puede salir un esquema muy valioso. Un gabinete no se puede improvisar. No nos olvidemos que vamos a encontrar un país en ruinas y hay que reconstruirlo”.
.
Magnetto: “¿Y ya se perfila quién puede articular todo un esquema de gobierno?”
.
Cobos: “¿Una persona que pueda ser un… jefe de Gabinete, dice usted?”
.
Magnetto: “Sí, ¿en quién están pensando ustedes?”
.
Cobos: “Baglini perfectamente está en condiciones de hacerse cargo de una responsabilidad así. Tiene mucha experiencia, conoce de política y de economía y no tuvo el desgaste de muchos otros que estuvieron con De La Rúa”.
.
Héctor Magnetto se quedó en silencio, sin decir palabra. En ese cargo, Alberto Fernández siempre fue su punto de referencia, su modelo de dirigente político dúctil y flexible, capaz de comprender e intentar buscar zonas de conciliación entre los intereses de su Grupo y los del kirchnerismo. Pero ese nombre está vedado.
.
Frente a Magnetto estaba el hombre que más había corroído al kirchnerismo y por lo tanto no se podía permitir la jactancia de la duda ni dar una señal equívoca. Julio Cobos desvió la mirada hacia el Hermenegildo Sabat que como un imán captura la atención de todos aquellos que alguna vez ingresaron a la oficina del hombre fuerte de Clarín. Le sirvió también para no incomodar a su interlocutor. Para Cobos, la reunión era una bendición después de algunos meses de obligado autoexilio de los medios, cuyo efecto colateral más importante fue un fuerte descenso de su imagen en las encuestas. Magnetto ya había recorrido varias veces el espinel opositor, tratando de convencer, sin éxito aparente, a Reutemann. Ahora avanzaba con decisión por la opción más conservadora: la de Cobos y el regreso del viejo panradicalismo, aquellos dinosaurios políticos que sobrevivieron al colapso del 2001.
.
“¿Hasta dónde avanzará?”, se preguntó Cobos. Unos minutos después, salía del despacho del número uno del Grupo con la firme convicción de que los tiempos se aceleraban dramáticamente. Y que así como la caída de De la Rúa se consumó en menos de un año, un eventual regreso al poder de “los radicales” podría demorar mucho, pero mucho menos. Magnetto le acababa de mostrar el atajo para saltar un puesto en el organigrama del Estado de la República Argentina, el que lo llevaría de ser vice a ser el Presidente.
.
-Hay que estar preparados Julio, esta situación va a hacerse insostenible y todos creen que el hombre es usted. No llegan al 2011, no pueden llegar…Me dicen que si la economía se recupera ellos se van a fortalecer y no podemos permitir que eso suceda. Hay que frenarlos como sea para que no sigan haciendo daño al país, y yo sé de mucha gente que podría trabajar con gran eficiencia en esa tarea patriótica. Y una vez que se caigan, usted podría reconstruir las instituciones.
.
Cobos no tuvo tiempo a pensar en el bronce. Sólo pensó en el descomunal trabajo que le demandaría tirar abajo el andamiaje kirchnerista y volver atrás en el tiempo. Restituir por ley los fondos a las AFJP y desarmar el esquema estatal de jubilaciones, reprivatizar Aerolíneas, cerrar de una buena vez la herida abierta de los juicios a militares y civiles involucrados en los horrores de la dictadura, renegociar acuerdos con los organismos multilaterales de crédito, reasignar partidas presupuestarias de miles de millones de dólares que hoy solventan políticas sociales, romper relaciones con gobiernos como el de Hugo Chávez o Rafael Correa de Ecuador. La lista mental que pudo hacer a la salida de esa reunión no tenía fin, pero sí estaba seguro de que había una ley que sí o sí debería retrotraer a su estatus quo pre-Kirchner: la Ley de Medios Audiovisuales. La madre de todas las leyes para la supervivencia de su flamante “padrino” político, el que acababa de ungirlo como el elegido.
.
¿Tendría tiempo para pensar en sus tradicionales vacaciones a la chilena, como buen mendocino conservador? ¿O las cosas se precipitarían de tal modo que en los próximos meses podría estar probándose la banda presidencial? ¿Cuánto podría hablar con su grupo íntimo? ¿Estaba en manos de Gerardo Morales, el radical que más lo detestaba? ¿Cómo y dónde lo golpearía Lilita Carrió, haciendo saber el profundo desprecio que sentía por él?
.
Uno, seguramente el de mayor experiencia y habilidad, de sus operadores políticos le allanó el camino. Como antes lo había hecho Magnetto, anticipándole que inauguraría una nueva categoría presidencial: la de presidente antes de tiempo. ¿Qué le explicó? Buena parte de lo que había omitido Magnetto cuando lo recibió. Que Martín Redrado, sería el alfil que jugaría una carta tan ganadora que colocaría al Gobierno contra las cuerdas, provocando en los hechos una virtual “126”. Que Redrado no estaría solo ni mucho menos, que Gerardo Morales (sí, el mismo que lo odiaba y recelaba y que tantas veces lo acusó de traidor) y Federico Pinedo serían los “caballos” del ajedrez que le irían limpiando el terreno en el Congreso y en la Justicia.
.
Redrado: “Desde mi lugar yo les puedo decir que estamos fuertes para aguantar un cimbronazo como el que implica la caída de un gobierno y reemplazarlo por otro. ¿Se acuerda del 2001? Ahí las cosas eran explosivas porque nos quedamos sin oxígeno de afuera. Ahora es distintos, desde el Banco Central yo fui construyendo puentes muy sólidos con los grandes inversores. Pero no podemos dejarlos que manejen esa caja a su antojo, el peligro es que con esa plata pueden intentar ganar el 2011.”
.
En ese punto exacto de la charla los protagonistas entraron, como en la película Avatar, en otra dimensión de diálogo. Más denso, más espeso. Más, que duda cabe, conspirativo. Rémoras de la vieja historia de la Argentina golpista, cuando los sectores del establishment asumían directamente el control de la situación y relegaban toda consideración democrática, cuando hablan de las instituciones para conspirar contra las mismas instituciones que dicen defender con afán republicano.
.
Después de varios meses de hacer de su oficina de Clarín el centro de operaciones políticas destituyentes más influyente de la Argentina (relegando a un rol casi decorativo a Eduardo Duhalde), Magnetto volvió a sentir una dosis de ilusión. Enfrente suyo estaba un hombre en el que podía confiar. A Martín Redrado y su ambición (imposible despegar su nombre del rasgo personal que mejor lo caracteriza) lo conocía desde otras épocas muy difíciles: las de ayudar a que el Grupo Clarín cotizara en la Bolsa de Nueva York. Y Redrado, con sus sólidos contactos aceitados desde la era menemista, los había auxiliado y guiado en ese intrincado mundo aún para un gigante de los medios de Latinoamérica como lo era Clarín en esos tiempos. También Magnetto recordaba como Redrado coqueteaba con ser la “esperanza blanca”, el Cavallo rubio y de ojos celestes del duhaldismo.
.
Magnetto: “Y vos crees que frenando el Fondo (del Bicentenario) los herimos de muerte”.
.
Cuando Redrado tuvo que contestarle a Magnetto, respondió que sí, que esa era la jugada a hacer, que había llegado el tiempo de pasar a la acción. Le explicó con aparente solvencia técnica por qué los fondos buitres harían el trabajo sucio y cómo al final del camino, los Kirchner tendrían que retroceder iniciando un camino que para él, Redrado, era sin retorno. Esa maravillosa música a los oídos de Magnetto terminó de cerrar la maniobra más audaz del ejército conspirativo de la restauración conservadora.
.
La reunión entre Redrado y Cobos tuvo la excusa ideal cuando el entonces titular (en plenitud) del BCRA le presentó formalmente al presidente del Senado el esquema técnico del Fondo del Bicentenario. Casi como en las películas de Hollywood, los protagonistas centrales de la conspiración se reunieron para “hablar” del centro de la conjura.
.
Lo que vino después ya es historia conocida. La “resistencia sin agua y sin luz” de Redrado en el Central, los fallos del juez Griesa en los Estados Unidos, las charlas imperdibles de Federico Pinedo con la jueza María José Sarmiento, analizando el soporte técnico para trabar la remoción de Redrado del BCRA, la aparición de Cobos con cara póker volviendo de sus “vacaciones” en Chile y tratando de generar una escenografía similar a la de julio del 2008 cuando saltó a la consideración pública como un Judas Iscariote que era bañado en las mieles de la popularidad por el antikirchnerismo rabioso y militante, y con un Gran Hermano dirigido por el enemigo más poderoso al que se enfrentaron Néstor y Cristina en casi siete años de poder: Héctor Magnetto.
.
Un hombre que consume los tiempos, y para quien el 2011 le resulta una vida.
Read more »

678, Néstor Kirchner, Videos

Videos Néstor Kirchener en 678. Domingo 24 de Enero. Telecom y la relación Clarín-Gobierno. Ley de medios. La judialización de la política y fondo del bicentenario. Profecías no cumplidas. Operativo desánimo. Cobos.













Nerd-progre Blog
Read more »

El Berlusconi chileno

Emir Sader
.

De tanto creerse un país de la OCDE, distanciado de América latina, el "tigre latinoamericano", Chile hizo ganador a un Berlusconi. Ese es el molde de Sebastián Piñera, quien fue electo presidente de Chile posibilitando la vuelta de la derecha al gobierno –luego de tener ocupado el poder por la fuerza durante la dictadura militar de 1973 a 1990–.

Después de que la dictadura representara los intereses de la derecha y de los Estados Unidos en la región, el neoliberalismo proyectó otro tipo de líder de la derecha: un empresario supuestamente buen sucesor. Roberto Campos, entre otros, ya decía que el Estado y las empresas estatales deberían funcionar con el mismo criterio de las privadas: en busca de una chequera o el criterio de costo-beneficio, de la competitividad. Las empresas estatales deficitarias deberían ser cerradas o privatizadas –-junto con las rentables también, ya que no competiría el Estado en esa función–.

Berlusconi fue electo y reelecto entre otras imágenes por la siguiente: un empresario rico y supuestamente buen sucesor para Italia. "Si es bueno para dirigir sus empresas, es bueno para dirigir el país" conforme a la prescripción liberal. "Va a pasar en limpio al Estado", "Va a cortar los gastos inútiles" (esto es, los que no son rentables económicamente). Si el Estado funciona conforme al costo-beneficio significa cortar los recursos para las políticas sociales, el pago a los funcionarios públicos, la inversión en infraestructura. De ahí a la venta del Estado, a las privatizaciones, a la mercantilización de las relaciones laborales. El empresario exitoso en el mercado sería el mejor agente que "pase en limpio" al Estado.

En Chile, José Piñera, hermano y socio del electo presidente de Chile, fue quien introdujo las malditas "reformas laborales" en dos ejes: salarial y de sobreexplotación laboral, como otras forma de transferencia de los recursos para los grandes empresarios.

El Grupo Piñera se hizo conocido en Chile como el que más hizo por la introducción de la tarjeta de crédito en ese país, a pesar de que el grueso de sus esfuerzos estuvieron concentrados en la expansión de Lan Chile, de la filial Lan Perú y la compra de otras empresas latinoamericanas de aviación. Para asemejarse más a Berlusconi, Piñera compró el club Colo Colo sin ser simpatizante, como quien compra una fábrica de empanadas.

Piñera no esconde sus afinidades con el presidente colombiano Uribe, con quien tratará de concretar dos objetivos: aislar a Ecuador y presentar a Chile junto a Perú como polo ortodoxo neoliberal, intensificando las relaciones de libre comercio con Estados Unidos. Mal sabe él que los tiempos del auge del neoliberalismo quedaron atrás, que aventurarse por ese camino es dejar a la economía chilena más vulnerable ante dos efectos continuos de crisis internacional, aun para un país que tiene un TLC con EE.UU.

La derrota es mucho más dolorosa para el pueblo chileno. Incluso si no ubicáramos a los gobiernos de la Concertación en el bloque progresista en la región –porque privilegiaron un Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos y mantuvieron una política económica ortodoxa– toda la izquierda salió perdedora. Porque, a pesar de las debilidades de los gobiernos de la Concertación –reflejadas ahora en el voto mayoritario a la derecha, que incorporó a amplios sectores populares– la izquierda no supo construir en las dos décadas de democracia una alternativa antineoliberal en Chile. El pueblo chileno pagará caro ese error de la izquierda, que ahora tiene, al menos, la posibilidad de cuestionar el modelo heredado del pinochetismo.

Los momentos de balance de las derrotas como ésta se prestan para las divisiones, para los oportunismos, para los radicalismos verbales. La izquierda chilena puede mirar a América latina para ver distintas expresiones de gobiernos populares y de bloques sociales y políticos que llevan a cabo esos gobiernos, como referencia, para que Chile vuelva a asumir ese lugar en el proceso de integración regional y de construcción de alternativas efectivamente de izquierda, en las arenas de Allende, Neruda y Miguel Enríquez.

Read more »

La conspiración

Daniel Mancuso
.
El inicio del año 2010, año del Bicentenario, es sin duda, el escenario donde se discuten los 2 modelos de país que se disputan el control de los destinos argentinos. La estrategia evidente en estos días, es debilitar al gobierno. La oposición lo viene haciendo desde la 125 y lo ratifica permanentemente. Desgastar a la Presidenta, dificultar su gestión de gobierno y ponerle palos en la rueda son actividades constantes y articuladas entre los integrantes del heterogéneo conjunto de ineptos políticos nativos aliado al establishment económico internacional y a las corporaciones mediáticas.
.
El trabajo conspirativo del vicepresidente Julio Cesar Cleto Cobos es el insulto más flagrante y canalla desde el inicio a la vida democrática, en 1983. El jefe de la oposición está operando a contrario sensu adentro del propio gobierno de la mujer más combatida e insultada, desde el "viva el cancer" para Evita. Un caballo de Troya en el Poder Ejecutivo, sostenido desde los medios de comunicación y desde la clase media idiotizada. Los radiacales vendepatria también se arremolinan detrás de la figura del vice traidor, a falta de ideas y candidatos, aunque sea un Judas para 2011 viene bien.
.
Si se judicializa la política, si cada decisión del ejecutivo es llevada a la Justicia, ¿Quién termina gobernando? ¿La Presidenta elegida por el voto popular o la jueza Sarmiento? ¿O la Corte Suprema? ¿Quién eligió a los jueces para gobernar la Nación?
.
Toda esta creciente actividad judicial no hace más que deslegitimar la acción de gobierno y disminuye la capacidad de maniobra del ejecutivo. Una canallada, vista desde la honestidad intelectual y colectiva del pueblo argentino que asiste asorado al intento inescrupuloso de debilitamiento del gobierno popular.
.
.
« ...Ninguna salida que se le encuentre parece, ya, indolora para el kirchnerismo.
.
» Una, que tiene cierto consenso en la oposición, consiste en hallar una vía legal para desplazar a Martín Redrado sin herir la autonomía del Central: Redrado no la resistiría y además no podría. Pero la contrapartida sería discutir, también en el Congreso, el DNU del Bicentenario.
.
» El problema es que así se pone en peligro el núcleo de la estrategia oficial. Pagar deuda con reservas significa liberar recursos fiscales previstos para ese fin, engrosar la caja del poder político y fogonear el gasto público, este año y el que viene.
.
En toda la nota no se plantea ni se critica el origen de la crisis: Martín Pérez Redrado no es más importante que la Presidenta de la Nación. El BCRA no es un Estado independiente dentro del Estado Nacional. Y la política económica la dirige el Ejecutivo (elegido por el pueblo) y no un funcionario del BCRA (que no representa los intereses populares).
.
» Queda claro el objetivo detrás de la medida. En la imaginación del kirchnerismo, contar con otra caja y mucha plata a mano mejoraría sus limitadísimas chances electorales. Nada que no se conozca de sobra, aunque difícilmente sea suficiente si es posible: alinear gobernadores y cooptar voluntades.
.
Según la visión de Clarín, el gobierno no debe gestionar, no debe gobernar porque cada cosa que haga será para lograr adhesiones electorales. Todo el manejo económico del ejecutivo es para apropiarse de "la caja". Una descabellada afirmación. La mente enferma de los periodistas cipayos le cambia el sentido a las palabras y a la acción política, cubriendo de sospechas todo acto gubernamental. Una verdadera corrosión semántica con fines destituyente y antidemocráticos.
.
» Tan de sobra se conoce que, aun cuando nadie lo admitiría, en el rechazo de la oposición al DNU del Bicentenario también entra la intención de liquidar esta fuente de poder. Además, como se dice, de los factores institucionales y del respeto al Congreso que el Gobierno ha vuelto a barrer.
.
» El año pasado, el gasto público aumentó alrededor del 30 %. Según cálculos privados, gracias al Fondo del Bicentenario en 2010 podría subir otro 26 %.
.
» En cambio, no disponer de las reservas obligará al Gobierno a cambiar de estrategia. Deberá aplicar una política fiscal más austera, recortar subsidios, probablemente pegarle un golpe a las tarifas: en fin, trabajar y gestionar como no lo ha hecho hasta ahora. Y por más que mejore la recaudación impositiva, será insostenible un aumento del gasto del 26%... ».
.
¿Qué es el gasto público? Es la visión liberal y reaccionaria de lo que en realidad se llama inversión social. En una visión familiar, es el dinero que un padre y una madre invierten en sus hijos. Cuando compramos ropa o alimentos o libros para nuestra familia no estamos haciendo un gasto sino una inversión en Salud o Educación, por ejemplo. Los sectores conservadores y concentrados de la economía no quieren que el Estado nacional tenga un desempeño independiente del sistema financiero.
.
Lo que ellos llaman "la caja" es el dinero que la Presidenta y sus ministros manejan para las acciones de gobierno: las obras de infraestructura, el pago a los jubilados, las cooperativas de trabajo, la asignación universal por hijo... dinero que vuelve al pueblo.
.
Esta conspiración pergeñada desde las cumbres del poder finaciero en alianza con los medios de confusión y los sectores opositores a todo, todo lo que se haga, todo lo que se proponga, es un atentado a la estabilidad democrática.
.
Este gobierno nunca se endeudó con el FMI, con ningún organismo internacional. Logró ahorrar junto a todos los trabajadores argentinos la suma de 48.200 millones de dólares. En 2003, Nestor Kirchner se encontro sólo con 8.000 millones en el BCRA.
.
NO olvidar los horrores y errores del pasado, no confundir los hechos y las políticas acertadas de este gobierno, no permitir que los políticos que ya fracasaron nos vengan a explicar cómo se deben hacer las cosas, será la mejor herramienta para construír un futuro de trabajo y dignidad. Una virtud que tengamos para vivir en una sociedad con justicia y libertad...
.
Demonizar a Nestor y Cristina, es una buena manera de sacar la atención de los temas importantes que tenemos que discutir los argentinos. Que TN invite a explicar los problemas cotidianos a Daniel Marx o Lopez Murphi es una inadmisible falta de respeto a la sociedad y un insulto a la voluntad popular.
.
"Vengan, vengan vamos a escuchar un discurso de Magneto", dijo el jefe y juntó a los empleados para ir al salón y sentarse a ver las imágenes del Padrino mediático. En el video hablaba con dificultad, ya que está enfermo de un cáncer que le aqueja la garganta. Empezó sereno pero se deschavetó de pronto: "...tenemos que hacer mierda a los K..." y se quedó sin aire el viejo conspirador...
Read more »

Daniel Sabsay. Razones por las que considera a priori, que todo lo que pueda hacer el gobierno nacional, será anti constitucional.

Jorge Tribó
Mar del Plata (Agencia Paco Urondo)
blog apu001
.
Desde que la corporación mediática extrajo de la galera al abogado Daniel Sabsay y empezó a circular en los distintos programas de TV, en calidad “demiurgo” de la Constitución Argentina, o de espiritista con capacidad de consultar al “espiritu” inapelable de nuestra constitución, me dije: “aquí hay gato encerrado”, por algo lo están paseando en distintos canales de TV (recordando al éxito mediático de la pitonisa de Punta del Este, por sus semejanzas)
.
Mucho mas sospechoso me resultó, cuando el Sr. “Constitucionalista”, consultado, cada vez que el gobierno nacional tenia un conflicto con la oposición, siempre, este portavoz del espíritu de la constitución, (¿será discipulo de Hegel?) decía que la oposición tenia razón y jamás le escuche decir, “el gobierno nacional tiene la razón en tal tema”
.
Hoy dije ¡basta! y me propuse ver algunos de sus antecedentes y, grande fue mi sorpresa cuando descubrí que al señor Daniel Sabsay, es consultor (léase, “le garpan”), del Banco Mundial: http://estatico.buenosaires.gov.ar/areas/seguridad_justicia/justicia_trabajo/tribunal_superior/cv/sabsay.pdf
.
Otra perlita digna de todo “crédito”, es el hecho de que el señor Sabsay dice que “participa” regularmente en ONG´s tales como Poder Ciudadano y Conciencia.
.
A Poder Ciudadano, entre otros, lo financian:
.
La Embajada Británica, Fundación Ford, Transparency Internacional (que defendió el intento genocida de golpe de estado en Venezuela, VER http://21stcenturysocialism.com/article/el_muro_del_silencio_de_transparencia_internacional_01681.html, la Fundacion Conrad Adenauer, la Embajada de Canadá, el BID, el Banco Mundial, la Unión Europea, la NED (expulsada de varios países de Latinoamérica por ser fachada de la CIA, VER http://www.voltairenet.org/article122880.html, la Embajada Real de los Países Bajos, etc. (ver lista completa en: http://www.poderciudadano.org/?do=quienes)
.
Francamente, que Daniel Sabsay colabore con esta Institución que recibe financiamiento de la CIA, y de embajadas de países extranjeros para desestabilizar gobiernos democráticos, en muchos países latinoamericanos significa la expulsión liza y llana del país y el juicio político a sus responsables locales por traición a la Patria.
.
Pero el dato mas “descollante” de este neoliberal disfrazado de “independiente”, es el de ser miembro fundador del grupo "Aurora", compuesto mayormente por radicales que critican a Carta Abierta, por apoyar críticamente al gobierno, veamos:
.
.
Nació "Aurora", grupo de intelectuales críticos de los K
.
Sabsay, Aguinis y Vanossi son de la partida. Qué opinan de Carta Abierta.
.
08.07.2009 20:29
Sabsay, integrante de Aurora, diferenció al grupo de Carta Abierta.
.
Tal vez envalentonados con los resultados electorales del 28-J, un grupo de intelectuales -entre los que se encuentran personalidades relacionadas con el radicalismo- presentó esta tarde el espacio "Aurora de una Nueva República". Aunque se autodenominan como "un espacio abierto a la ideas de democracia y progreso", no dudaron en salir a criticar a los integrantes de Carta Abierta, los "pensadores K".
.
Atomizados durante los años de hegemonía kirchnerista, personalidades como el escritor Marcos Aguinis, el decano de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (UBA), Atilio Alterini, el ex vicepresidente de Raúl Alfonsín, Víctor Martínez, el ex legislador radical Jorge Vanossi e Hipólito Solari Yrigoyen, entre otros, confluyeron en este flamante espacio que busca posicionarse culturalmente de cara al bicentenario de 2010.
.
“Es urgente encarar un cambio en Argentina que haga frente al proceso de decadencia nacional, que es más grave que el de la propia crisis y para avanzar en ese proceso es imprescindible debatir y discutir ideas que se conviertan en propuestas legislativas y, en su caso, en acciones concretas de gobierno", señalaron en un comunicado de presentación.
.
En ese sentido afirmaron que "es preciso promover una lucha frontal verdadera, no cosmética, contra la corrupción, propiciando de inmediato, una vuelta a la austeridad pública y a la transparencia”. Enmarcados en la doctrina de la moralidad, aseguran que "no habrá desarrollo ni progreso posible en Argentina sin decencia”.
.
El acto se desarrolló en el Salón Ameghino de la Sociedad Científica Argentina (Av. Santa Fe 1145, CABA). Allí, a casa llena, se inició la discusión de temas como la prioridad de una "educación nacional de calidad como palanca de desarrollo y de integración social" y "la reforma política pendiente", entre otros temas.
.
Democracia Aurora. En diálogo con Perfil.com, el constitucionalista Daniel Sabsay, integrante de la flamante agrupación, delineó la posición de Aurora. "No integramos ninguna organización estatal, no estamos alineados con ningún partido político, ni con el gobierno hoy actuante", señaló el profesor de la Facultad de Derecho de la UBA.
.
Cuando este portal le preguntó sobre sus diferencias con los intelectuales K, el constitucionalista disparó que "Carta Abierta es un grupo que surge al calor de un Gobierno". En ese sentido agregó que "no es un problema de ideología, sino dónde uno se sitúa. (Carta Abierta) no es un grupo de intelectuales que generen ideas para las instituciones nacionales".
.
Perfil.com: ¿Pero está mal que los intelectuales decidan respaldar a un Gobierno? ¿Qué harían ustedes en caso de que un Gobierno refleje sus ideas?
.
Daniel Sabsay: No se ha planteado eso, (Aurora) surge para defender las instituciones.
.
Perfil.com: ¿El resultado de las elecciones del 28 de Junio tuvo que ver para la conformación de Aurora?
.
DS: No, porque se constituyó mucho antes, la elaboración de documentos se están realizando desde hace meses.
.
De esta manera, Sabsay diferenció la constitución de "Aurora de una Nueva República" del ya reconocido grupo Carta Abierta, el cual fue sumamente criticado por el abogado. "Son personas vinculadas por intereses, está comprobado que cobra el 90%" de sus integrantes, concluyó el docente de la UBA.
.
OBSERVACION FINAL:
.
Ya sin la careta, podemos decir sin temor a equivocarnos, que esta ficha del imperio disfrazada de “Constitucionalista”, juega para que la Argentina no pueda cumplir sus compromisos financieros y tenga que pedir la escupidera al FMI o al Bco. Mundial, organismos que vendrán con sus recetas recesivas bajo el brazo, para hambrear y hundir al pueblo argentino y Daniel Sabsay de paso, mantiene su conchabo.
Read more »

Chile. Ganó la derecha

Marco Enriquez Ominami se salió con la suya. Ganó la derecha en Chile. Hizo las cuentas, lúcido el hombre, en cuatro años la derecha hace mierda el país y aparezco YO como "el salvador". Allende te daría una patada en el ego, muchacho pícaro. Fue simple para él como para muchos oportunistas funcionales a la derecha que abundan en este continente, despotricar por todo lo mal que los gobiernos "progres" hacen, fue fácil. Además tienen todos los poderosos medios de comunicación a su favor. Chile país difícil, desigual. El Pinochetismo aún vive como acá en la Argentina, los amantes de la dictadura. Los fachos y las falsas izquierdas se relamen cuando algo anda mal y allí, aparecen ellos, los salvadores, los incorruptos, los defensores de la moral, Carrió, Solá, Morales y sigue la lista. Ominami fue, es y será funcional a la derecha. Sacó el 20 % de los votos en la primera vuelta y se creyó Gardel, es Gardel, si, pero para el empresario Piñera y el capitalismo arcaico. Marquito mandó a votar libremente y luego a dos días de la veda electoral, quiso limpiar su alma de cipayo y "confesó" que votaría a Frei. Es tarde Marquito. Acá en la Argentina, además de una derecha salvaje como los símiles del empresario Piñera, De Narváez, Macri, tenemos varios pícaros como vos que gritan, amenazan, putean, se escandalizan por izquierda y funcionan amablemente para la derecha. Yo de política sé nada o casi nada, pero en sentido común me defiendo, una vez me saqué un 5 en el cole. Hace más de 500 años que nosotros, los latinoamericanos, somos colonia, pueblos marginales y marginados, estúpidos soñadores de nadas, somos cómodos y sobre todo muy tontos. Hace 500 años que estamos gobernados por la derecha. Vos Onamini, sabías bien lo que hacías. En medio de una "posible" unión latinoamericana, embarraste la cancha, te hiciste el gil, el revolucionario que nunca serás y no solo perjudiscate a tu encobrizada, difícil y privatizada Chile, también enlodaste a Brasil, Argentina, Venezuela, Paraguay, Uruguay, Ecuador, Bolivia y a todos los que luchan por esta unión. Sos un simple operador de la derecha Ominami, Onamini o como carajo te llames. Hoy Latinoamérica llora y espero que los chilenos se den cuenta de tu mal y que no duermas tranquilo por el resto de tus días. Pero quedate tranquilo Marquito, acá tenemos a Pino, a Lozano, a la Vilma y otros tantos cipayos quizá peores que vos que compartirán tu alegría.
Read more »

678. Domingo a Viernes 21:00 Hs. Canal 7. Televisión pública.

Alfredo Arri
.
Este ciudadano de a pie siguió las emisiones de 6, 7 y 8 desde su primera emisión por canal 7 y, en su condición de seguidor del ciclo, puede dar fe de algunos puntos sobresalientes alrededor de este ciclo desde la perspectiva del espectador que, además, comparte con sus amigos y allegados cada emisión del programa.
.
Lo primero que tengo para decir es que tengo constancia (la tengo) de que el rating del programa no es, ni por asomo, el que reflejan los índices de IBOPE. Por supuesto que no puede multiplicarse por 678 veces. Eso es nada más que un recurso para titular esta entrada. Pero... sí podría multiplicarse por un número que a más de uno dejaría con la boca abierta.
.
Pero hay más para decir. Por ejemplo, que al ninguneo que le prodigaron los medios durante meses, le sucede ahora una proliferación de críticas de todo tipo. De las serias y de las nada serias. Cada día hay más y más periodistas, políticos y diversos personajes de la vida pública argentina que manifiestan alguna forma de incordio ante el programa de televisión que produce Diego Gvitrz y conducen María Julia Oliván, y con la colaboración de Orlando Barone, Carla Czudnowsky, Gabito y Galende. En menos palabras: se confirma una vez más la justeza de aquel viejo Ladran, Sancho...
.
Y no es para menos. El efecto que el programa produce sobre el discurso único de la cadena nacional de medios privados, sobre el relato de La Verdad Revelada que confeccionan los medios hegemónicos, es sencillamente demoledor. Aniquilador. De ahí la furia entre los sostenedores de la eterna desinformación y la descarada falacia, que los obligó a salir del ninguneo para meterse a pelerles en la cancha con los tapones de punta.
.
Por supuesto, el argumento más utilizado por los detractores del kirchnerismo es el que, por su propia naturaleza, descalifica al descalificador: el chori y la coca. En este caso, apoyándose en el hecho de que el programa sale por el canal estatal. “Es nuestro dinero”, gritan, furiosos, los eternizadores de dioses del fracaso. Y mencionan cifras fabulosas que pagaría el Estado por sostener el programa. Este argumento los exime hablar del contenido, por supuesto. Y entonces quedan descalificados al descalificar. Menos por menos más, según se sabe.
.
Pero el tema es y será siempre el contenido. Escena típica: Jorge Asís, en un programa de cable de rating ínfimo puede darse el lujo de confesar sus anhelos de fracaso al país sin pagar el precio de la imprudencia: Muchas personas dicen que quiere que le vaya bien a Kirchner porque así le irá bien al país. A mí, no. Yo no quiero que le vaya bien, porque si le va bien a él, vamos hacia un modelo de país que no es el que quiero yo.
.
Tiene derecho a anhelar la derrota de un gobierno, por supuesto. Pero lo que no tiene derecho es a disfrazar ese deseo íntimo, visceral, con palabras grandilocuentes y laberínticos razonamientos de escasa o nula lógica y obsceno refinamiento retórico. Entonces aparece 678 y repite la escena diez , veinte veces para una audiencia que es de muchos millones en todo el país y se vuelven locos. Se alteran. ¿Por qué? Porque quedan al desnudo. Porque al quedar en evidencia sus deseos viscerales, sus odios (o sus intereses económicos), cualquier argumentación que posteriormente expongan para criticar al gobierno cuyo fracaso desean y promueven, queda automáticamente invalidada. Aunque la crítica tenga fundamentos. Quedan descalificados.
.
Repito: el efecto que las ediciones de 678 producen en los espíritus abiertos y en las subjetividades honestas de una audiencia que es millonaria en televidentes es, para estos eternizadores de dioses del fracaso, demoledor. Los deja desnudos como el día que fueron paridos por sus madres.


.
El hombre es dueño de las palabras que calla y esclavo de las que pronuncia. Los que meten la pata cuentan con el olvido de las gentes. Pero, ahí están los archivos. Son demoledores.
.
Así, no sólo Jorge Asis y sus silvestres pero coloridas parrafadas verbales pasan por las ediciones de 678, sino, además, las de todos y cada uno de los personajes que, implacablemente, impiadosamente, les arrojan al Gobierno de Cristina Fernández los dardos más envenenados que son capaces de apurar.
.
El programa es oficialista, claro. Pero poco importa eso. Lo más trascendente del formato es la destrucción que produjeron y producen en el Relato mediático; en la tarea aleccionadora acerca de la miseria de los medios de comunicación hegemónicos; en poner al descubierto el papel patético de los empleados a sueldo de tales medios; en exponer las eternas contradicciones de los políticos oportunistas y saltimbanquis -tránsfugas-; en resaltar el valor nulo que la palabra empeñada tiene para los personajes públicos que actúan como referentes gracias únicamente a la generosidad de un público inerme a causa del adormecimiento y de la candidez.
.
El programa del canal público se está ganando cada día más enemigos entre los periodistas y políticos. Ladran, Sancho. Les pega, y muy duro. Es, hasta ahora, la herramienta más eficaz que logró obtener el Gobierno en esta batalla mediática, tan desigual. Si la ley de medios pudiese aplicarse cuanto antes y más medios den lugar a programas como 678, la derecha quedaría, si no malherida, al menos descompensada. Porque de eso se trata, de compensar.
.
Y tiene su ideología también, claro que sí. Que puede ser peronista o no, pero que es popular y progresista. ¿A quién le importa? Lo importante es lo que logran. Y logran mucho.
.
Gustavo Sylvestre, por ejemplo, se mandó una mariconada a raíz de que el programa 678 puso al desnudo su papel complaciente para con Martín Redrado en una entrevista periodística en TN, que el periodista -ingenuo como pocos- calificó de exclusiva y se adjudicó los méritos de esa exclusividad. ¡Pobre tipo! Redrado fue a hablar a Clarín y no porque en Clarin estuviera Sylvestre, sino porque Sylvestre, obediente a sus empleadores, no le habría de preguntar nada incómodo. Y eso fue lo que sucedió y eso fue lo que 678 puso al desnudo, en forma brutal. No le preguntó nada de lo que debía preguntar. El periodista se molestó por ese informe -¡cómo no molestarse!- y en el programa radial que tiene en La Red le reprochó esa circunstancia al ministro Aníbal Fernández. En tono llorón. Una mariconada. Que no se caliente el periodista. No es una alusión a la sexualidad del señor Sylvestre, que desconozco y no me importa, ni un calificativo procaz. Es la mera caracterización de su actitud llorona frente al ministro en los términos que usamos en el barrio. Lenguaje coloquial que le dicen. Algo así como el epíteto que se le endilga al compañero de banco que le dice a la maestra: López me sacó la lengua, seño.
.
Están nerviosos. Es obvio que están nerviosos. No hay nada más incómodo para estos tipos que el hecho de se les quite la careta de una forma tan brutal como la que hace la producción de 678. Merecidamente brutal, por otra parte. Si ellos son despiadados a la hora de arrojar los dardos envenenados, ¿por qué no habría de ser despiadada la réplica?
.
Esta semana, Perfil le dedicó un par de notas al programa. En una caso, fue simplemente una nota que recogieron de una periodista de otro medio que probablemente levantó, a su vez, de algún blog. La otra, fue el pedido a préstamo de un artículo que Jorge Asis publicó en su blog. En una, se expone el argumento del chori y la coca. En la otra, se reproduce simplemente La Gran Sylvestre, pero al estilo Jorge Asis, es decir, con moñito.
Read more »

Medios, ceguera y globalización. Santa Marta. Larbanois Carrero.

Santa Marta era una villa
de malvón y rosaleda,
laureles en la vereda
y plaza con catedral.
.
La gente se saludaba
y había noches de retreta
con muchachos en la vuelta
y banda municipal.
.
Las ventanas no tenían reja
y nadie pasaba cerrojo a la puerta
y en los mediodías la ciudad desierta
invitaba a largas tertulias y siestas.
.
No había velorio, casamiento o yerra
que no fuera duelo nacional o fiesta
en aquel lugar.
.
Santa Marta tenía domingos
de asados y vino, de ruedas de amigos
en noches de truco guitarreada y canto.
En tardes de invierno fritando y mateando.
.
La gente tenía más tiempo y podía
compartir las cosas simples de la vida
de aquella ciudad.
.
El progreso poco a poco
fue cambiando a Santa Marta:
la televisión por cable
y el acceso a la Interné.
.
La gente se fue olvidando
de sus cosas cotidianas
ahora habla en otro idioma
y vive en otro lugar.
.
Santa Marta juega al primer mundo
gracias a los shoppings y a las hamburguesas
la comida rápida, la moda inglesa,
se festeja Halloween ¡vaya sorpresa!
pero nadie sale sin cerrar la puerta
sálvese quien pueda se acabó la fiesta,
la siesta y la paz.
.
Santa Marta ahora está inundada de música diet, de tiendas extrañas
y en quintas y campos nadie planta nada
todo viene hecho y hay papa importada.
.
Se persiguen cosas que a nadie interesa
pero todo el pueblo pierde la cabeza
si hay liquidación.
.
Santa Marta está informada
de la cumbre de Ginebra
si la reina estuvo enferma
o Palermo erró un penal.
.
Todo el mundo vive al tanto
de un millón de cosas nuevas
pero ya nadie se entera
lo que pasa en su ciudad.
.
Y aunque es malo mantenerse aislado
cuando todo el mundo está tan conectado
si el diablo gobierna hay que tener cuidado
la cultura nunca puede estar de lado
no todo está en venta, no todo es mercado
árbol sin raíces no aguanta parado
ningún temporal.
Read more »

Tareas

J. M. Pasquini Durán

.

No hay razón, legal o política, para que el Gobierno pierda la batalla sociocultural por el Fondo del Bicentenario, como le sucedió con la Resolución 125 sobre las retenciones a la exportación agropecuaria. Comienza a perderla, sin embargo, porque los opositores encontraron una idea-fuerza: "Hay que convocar a sesiones extraordinarias del Congreso", para la que el oficialismo no tiene réplica equivalente. Todas las versiones conspirativas, de adentro y de afuera, son insuficientes para satisfacer el sentido común del ciudadano que no atina a explicarse la negativa gubernamental a extraordinarias como no sea por el temor a perder la votación y, en consecuencia, a dar marcha atrás con el proyecto que fundamentó los DNU (decretos de necesidad y urgencia) sobre el uso de reservas para pagar la deuda y el relevo del titular del BCRA debido a su negativa a ejecutar una decisión de política económico-financiera internacional.

Es sabido que la marcha oficial no está habituada a los retrocesos; pero encerrarse en argumentos formalistas, da la sensación de improvisación y debilidad en la gestión del Poder Ejecutivo y la consiguiente pérdida de credibilidad pública sobre su competencia para manejar asuntos complejos, pese a las evidencias en su favor del pasado inmediato. La memoria social, cuando algo la fastidia, olvida rápido. Lo peor de todo es que alguien tendrá que levantar la factura de esta ocurrencia y, por lo que se pudo ver en el pasado, los traspiés de economía los pagan los titulares de la cartera. Nada menos aconsejable cuando el país reabrió el canje y comenzaron negociaciones con tenedores de bonos.

Los opositores tienen la ventaja de contar con el aparato mediático de las mayores y menores empresas que se sintieron afectadas por la Ley Medios de Comunicación Audiovisual y que están dispuestas a respaldar todo lo que debilite al Gobierno, para ver si pueden impedir la ejecución de las nuevas normas legales. También opera desde la extrema derecha, camuflada como "oposición", la fuerza remanente, que no es poca, de los defensores del terrorismo de Estado y de los nostalgiosos del neoliberalismo conservador de los años '90. Por último, en esta sencilla enumeración hay que mencionar a los grupos económicos concentrados, además de los que controlan el poder mediático, muchos de ellos beneficiados por las políticas estatales, que ponen primero su temor a lo que llaman "el populismo", algo así como el sucedáneo imaginario del comunismo, antes que cualquier otra consideración. Desde ya, los llamados "fondos buitre" hacen su aporte, ya que quieren abortar la reapertura del canje.

Con este "viento de cola", las oposiciones políticas de centroderecha parecen más de lo que son. Ni siquiera se preocupan por las contravenciones de sus conductas particulares. Sanz y Morales, los dos encargados de la UCR, hace una semana, parados ante las cámaras y micrófonos en la puerta del BCRA (Banco Central de la República Argentina), aseguraban que defenderían a Redrado del autoritarismo presidencial. A los pocos días, en la Comisión Bicameral que trataba los DNU, el mismo Morales, en nombre propio y en el de Sanz, declamaba que el ex titular del BCRA era una pieza secundaria, casi insignificante, que lo mejor que podría hacer sería irse para no perjudicar más al país.

Del mismo modo, en distintos sets de TV se pudo ver en los últimos días a legisladores que reclamaban "soluciones políticas" al problema, cuando muchos de ellos fueron horas antes promotores de la "judicialización", dándoles intervención a los jueces en un asunto del gobierno (Ejecutivo y Legislativo). La mención completa de marchas y retrocesos, improvisaciones y contradicciones, más una serie de inconsistencias de los opositores, darían lugar a varios tomos con relatos de la picaresca, si no fuera porque algunas consecuencias pueden ser muy serias. En la tarde de ayer, el teleespectador podía pensar que había dos ministros de Economía, Boudou y Redrado, por la manera en que cada uno hablaba sobre las operaciones en los mercados como si el otro no existiera.

El rigor de las posiciones y los graves tonos de las declaraciones opositoras no le dan fuerza a la idea de las extraordinarias sino la necesidad de una porción considerable de la sociedad, sobre todo de las clases medias, de poner a prueba la fortaleza del Gobierno. Los que detestan y los que apoyan, unos para derrotar, otros para robustecer influencias, quieren que la presidenta Cristina consiga sus victorias, o fracase, allí donde ahora ya no tiene mayorías absolutas, ni simples. Para eso es necesario que el oficialismo busque acuerdos con algunas porciones de esas oposiciones que no deberían estar recostadas hacia las derechas.

Hace menos de una semana, este diario publicó un reportaje a Néstor Kirchner, donde el ex presidente imagina la confluencia en el proyecto oficial de dos fuerzas distintas: el PJ y el centroizquierda. Para algunos son agua y aceite, pero hay quienes piensan que los Kirchner no pretenden reunirlas en un mismo frente sino lograr un solo punto de coincidencia, el que se acuerde a la hora de las internas. Mientras tanto, la tarea oficial sería menos áspera. Para conseguirlos, a los barones del "pejotismo", sobre todo en el Gran Buenos Aires, la Casa Rosada los distinguió de diferentes maneras. No hay constancias tan claras, en cambio, de actitudes parecidas con los partidos de centroizquierda. El oficialismo no tendrá este apoyo sólo porque sus principales enemigos sean de derecha. Peor aún: en la confusión de los tiempos actuales se ha visto a más de una izquierda pasar del brazo con quien no debía pasar.

Es comprensible que, después de seis años de gestión, la paciencia del Gobierno no sea la misma que en los primeros momentos, pero los movimientos sociales que están en la calle, algunos aliados hasta anteayer, tienen que ser recibidos y conversados hasta que se les caiga la lengua, en lugar de dejarlos en la calle, perturbando a otros. Hay algunos que son irredentos porque no esperan soluciones del sistema, pero no serán ellos los que influyan en los votos de centroizquierda sino la habilidad presidencial para lidiar con los revoltosos de manera que el tránsito en la ciudad sólo sea interrumpido por las obras de Macri.

Es mucho lo que puede hacer el oficialismo, pero también el centroizquierda tendrá que aportar esfuerzo propio. Cuando algunos núcleos piden una investigación de la deuda externa, es saludable como una firme y consecuente posición moral desde hace décadas, pero en términos políticos a esta altura más bien es un saludo a la bandera. Al menos mientras la consigna sea sólo un título y nada más. ¿Quién audita, por cuánto tiempo y sobre qué montos de cuáles períodos? Raúl Castells y Nina Peloso ayer ya pusieron su grano de sal para desacreditar la consigna, haciéndose detener en los salones del BCRA y del Nación.

Desde la izquierda es bastante común presentar al oficialismo y sus principales adversarios como "la misma cosa". Esa visión, más allá de un posible error de análisis, anula la capacidad de usar la propia fuerza para impulsar lo mejor de cada momento, de unos, de otros o de ninguno. Marx creía que la burguesía capitalista debía avanzar en el mundo colonial para desarrollar las fuerzas productivas y gestar al proletariado revolucionario que terminaría con los burgueses. No siempre las profecías de la izquierda se compadecen con la historia real. Nadie pide que bajen las banderas sino que las hagan avanzar con ímpetus renovados, en lugar de plegarse a las indecorosas maniobras en las que suelen enredarse algunos jefes de la derecha local.

Este es un período que tiene a prueba a la mayor parte de la Unión Sudamericana. Por motivos distintos, cada cual los propios, hay crispaciones, para emplear el término de moda, en Venezuela, Ecuador, Bolivia, Paraguay y Brasil. Chile tendrá que decidir mañana, en segunda ronda, si se vuelca más a la derecha o insiste con la Concertación. Cada uno de los desenlaces tendrá algún impacto en el cuerpo nacional. Aunque ninguno estremecerá más que las imágenes de la catástrofe en Haití. El terremoto es un accidente de la naturaleza, pero sus consecuencias tienen directa relación con las condiciones de vida de la población. Un sismo de igual magnitud, con epicentro también en zonas urbanas, ocurrido hace algunos años en Japón, dejó un saldo de 15 a 20 muertos. En Puerto Príncipe, las cifras provisionales cuentan cien o ciento veinte mil los cadáveres esparcidos por la ciudad. La dimensión de la tragedia recuerda que la lucha contra la pobreza es la tarea principal de la política.

Read more »

Mujeres

El recuerdo es la huella de una lágrima
.

La pasión es la huella de la esperanza
.
Read more »

Coincidencias a dos voces. Cafiero-Lozano. Redrado-Neustadt. "Ellos creen que me matan, yo creo que se suicidan".

Coincidencias Pro Agrárias
.
Mario Cafiero y Claudio Lozano. Empleados NED de Enero.
.
"La presidenta "miente" o está mal informada"
"Las reservas del Central es menos de lo que dice el gobierno"
"La deuda es ilegítima"
"No se puede tocar las reservas, buscan más caja"
"La 125 es un mamarracho"
.
Embarro por izquierda, funciono por derecha.
.
_________
.
Coincidencias golpistas
.

Redrado: "Ellos creen que me matan, yo creo que se suicidan"

Frase de Bernardo Neustadt dirigida a la ex presidenta Isabel Perón cuando esta, prohibió su programa.

Sabemos lo que vino después.

Read more »

Debates pendientes

Raúl Dellatorre
.

La compleja situación generada en los últimos días tanto con respecto de las facultades de la autoridad monetaria como respecto del pago de la deuda hubiera suscitado, en otras circunstancias, un profundo debate en torno de cuestiones de fondo largamente postergadas en nuestro país. La autonomía del Banco Central, el uso de las reservas internacionales, el depósito de esas reservas internacionales en cuentas radicadas en Estados Unidos y la falta de entusiasmo, por el contrario, para promover la creación del Banco del Sur como alternativa de entidad supranacional, pero genuina, son algunas de estas cuestiones. Se habría esperado que los sectores de izquierda, algunos con significativa representación parlamentaria y participación en los medios, podrían haber intentado instalar estos debates. Pero no: la derecha (política, económica y mediática) sigue imponiendo los temas centrales de la agenda. Los cuestionamientos de la izquierda, centrados en la consigna del "no pago de la deuda ilegítima" y el planteo de usar los fondos públicos para un programa de políticas sociales, quedaron desdibujados detrás de los ejes que impuso la postura conservadora tradicional o neoliberal. Por falta de audacia en exponer las cuestiones de fondo, los sectores más progresistas quedaron al margen de la pulseada principal y privaron a la sociedad de un debate seguramente más enriquecedor. En definitiva, como si fuera una condena histórica, el Gobierno quedó otra vez "corrido por derecha".

El Gobierno logró sortear la carga de la crisis financiera internacional de los años 2008/2009 sin sobresaltos en materia de tipos de cambio ni daños mayores a la estructura bancaria, dos problemas que caracterizaron la secuela del conflicto tal como lo sufrió buena parte del resto del mundo. Durante ese período, Argentina logró acumular reservas internacionales y, si sufrió un desajuste en las cuentas fiscales, no fue por tener que recurrir a monumentales subsidios a bancos y conglomerados empresarios en riesgo de muerte, como ocurrió en Estados Unidos. Sin embargo, la prudencia demostrada en el manejo de la crisis, aun en medio de un proceso electoral que le fue adverso, no le significó al Gobierno respiro suficiente. Al menos, desde el punto de vista político y en base a las relaciones de poder vigente, el Ejecutivo no parece tener el margen de acción exhibido en otros momentos no tan lejanos, como cuando recuperó el sistema previsional o cuando decidió desplazar a las autoridades privadas de la conducción de Aerolíneas, superando en ambos casos los obstáculos que intentó imponer la oposición.

Lo curioso es que en un asunto que resultaba, en los papeles, más del agrado de la oposición tradicional de derecha que del Gobierno, como es dar satisfacción a la demanda de pago de los acreedores que quedaron afuera del canje de 2005 (los "holdouts"), terminó en una madeja de complicaciones planteadas por esa misma oposición como si tratara de bloquear esa salida. Más preocupante es que la oposición de centroizquierda, que en las últimas elecciones legislativas había recuperado un espacio de representatividad propia, no fuera capaz de cambiar el eje de la disputa planteada por la derecha y terminara entrampada en una discusión en la que, más que forzar una salida "progresista" antes que retrógrada, podría hasta resultar funcional a esta última por acorralamiento del Gobierno.

Cuando la discusión pasó de la creación del Fondo del Bicentenario a la continuidad o no de Martín Redrado al frente del Banco Central, y de allí a la autonomía o no de esta última institución respecto de las políticas económicas decididas desde el Poder Ejecutivo, se verificó un profundo vacío en el debate. ¿Por qué, desde ningún sector de la oposición, se planteó con firmeza la necesidad de un pronunciamiento que cuestionara ese viejo dogma conservador, recogido por la Ley de Entidades Financieras de la dictadura en 1977, de que el Banco Central es una entidad autónoma del poder elegido por el pueblo para gobernar? Hubo, sí, algunas tímidas expresiones en ese sentido, pero sin llegar a tomarse como un eje central de la postura. Tal vez, por la especulación de no acompañar ni fortalecer la posición de Carlos Heller, autor del proyecto de reforma a la Ley de Entidades Financieras que aún el Gobierno no hizo suyo, que quedó peleando contra las facultades otorgadas al Banco Central por la dictadura casi en soledad.

Mientras, la derecha alzaba la figura de Redrado casi como una bandera del republicanismo y hacía del Banco Central un ente intocable como una vaca sagrada en la India. El debate sobre la legitimidad de la autonomía del Banco Central quedó desechado.

Otro tanto pasó cuando el asunto a tratar fue el uso de las reservas. En este caso existió una postura desde el centroizquierda proponiendo un destino distinto para el fondo a constituir con reservas, pero no un debate estratégico sobre qué papel juegan las mismas en un país necesitado de una política de desarrollo y redistribución social ni sobre las atribuciones de un gobierno elegido por la voluntad popular para hacer uso de ellas. El centroizquierda, al conformarse con cuestionar la propuesta coyuntural presentada por el Gobierno para conformar el Fondo de Garantía a favor de los acreedores, se quedó otra vez a mitad de camino.

Dicho de otro modo, distinto hubiera sido el debate si en vez de limitarse a cuestionar al Gobierno, un sector de la oposición se hubiera encargado de debatir con la derecha sobre cuestiones de fondo que tienen que ver con el modelo impuesto entre los '80 y los '90, y en muchos aspectos económicos aún vigente.

Cuando el tema fue el embargo del juez de Nueva York Thomas Griesa contra las cuentas del Banco Central en aquella plaza financiera, volvió a quedar picando otra cuestión de fondo que el centroizquierda dejó pasar de lado. Si bien en este caso se trata de una cuenta operativa y no de depósito de las reservas, no es menos cierto que la plaza neoyorquina es, normalmente, la "elegida" por las distintas autoridades del Banco Central para colocar sus activos de cualquier especie. ¿Nadie tiene nada que decir para cuestionarlo? La derecha lo tiene claro: respaldó al juez Griesa, quien tendría mejor criterio que el gobierno argentino para disponer de los fondos soberanos, a su entender. ¿Y el centroizquierda? No abrió un debate sobre dónde se colocan las reservas internacionales y los fondos para el pago de cuentas externas. Nadie reflotó la idea del Banco del Sur como herramienta autónoma de la región, para habilitarlo como depositario de parte de las reservas y agente de pagos de deudas financieras, y a su vez para el uso de los fondos que le queden disponibles para proyectos de desarrollo e integración regional. ¿No era el mejor momento para tocar el tema?

No se trata de sostener que el Gobierno "hace todo bien" y que todos los que lo critican "están en contra de los intereses nacionales". Eso es parte del debate político Gobierno-oposición que puede tener la validez, o no, de acuerdo con la oportunidad en que se plantea. Acá se intenta abordar otra cuestión: el debate de propuestas transformadoras, los cambios estructurales que hacen falta para poner al sector financiero al servicio de un proyecto de inclusión social por redistribución de riqueza y poder, la eliminación de trabas históricas impuestas por una dependencia económica y financiera que van más allá de las condiciones en que fue planteada esta deuda externa (que, dicho sea de paso, ya casi no tiene puntos de contacto con la pactada durante la dictadura). Nadie espera que estos temas sean puestos en agenda por la derecha. Que estos debates no los plantee el Gobierno, es parte de sus falencias. Que no los plantee una oposición de izquierda o centroizquierda, en cambio, es directamente cuestionador de su propia vigencia como tal, porque desequilibra peligrosamente el panorama de la discusión.

Así plasmadas las cosas, no es de extrañar que todo el debate económico esté corrido tan a la derecha. Y hacia allí quedará recostado, de aquí a las elecciones de 2011, si quienes tienen la responsabilidad de plantear algo distinto –desde el Gobierno o una oposición de centroizquierda– no reaccionan a tiempo.

Read more »

Qué se disputa hoy en la Argentina.

Jorge Giles
.
Tómelo con calma, pero es nuestra responsabilidad decirle que está en disputa el poder en la Argentina.
.
Tranquilos, no caerá nada de su lugar, no habrá corridas de ningún tipo, ni podrán pasar la raya de la democracia.
.
Pero algunos sectores están conspirando para poder hacerlo.
.
Use su propia linterna cuando oscurece la pantalla de la tele y verá con toda claridad que no se juega la suerte del gobierno de turno, sino la suerte personal y colectiva de todos los argentinos.
.
Es la democracia o el viejo autoritarismo.
.
Es la soberanía popular o la dictadura del poder económico.
.
O triunfan aquellos que cuando gobiernan tiran el carro con los melones al precipicio o lo hacen quienes se esfuerzan por llevar el carro con la cosecha hasta el mercado de frutos.
.
Es así de sencillo. Y de dramático.
.
Hay que aprovechar la conspiración de los conservadores para crear doctrina y hacer un poco de historia en el Año del Bicentenario. Están en juego varios conceptos que resultan vitales para la salud de una sociedad democrática y sería de mucha pereza intelectual perdernos en el laberinto del minuto a minuto en lugar de profundizar sobre lo que realmente se discute y se disputa en la Argentina.
.
Y se está disputando poder. Ni más ni menos.
.
Prueba de ello es el alzamiento destituyente de Cobos, Redrado, la jueza, los opositores parlamentarios, el monopolio mediático de Clarín, La Nación y otros medios afines contra las legítimas medidas que ejerce constitucionalmente la Presidenta.
.
La discusión acerca de dónde reside el poder en la sociedad, tiene más edad que los 200 años de la patria.
.
Pero ocurre que la democracia es mucho más joven que la patria. Y entonces se producen estos disloques donde una Carta orgánica bancaria parece más importante que la Constitución Nacional y una jueza administra justicia exclusivamente para el poder económico, como en la etapa virreinal, y se lo niega al poder democrático que reside en la autoridad presidencial que eligió la sociedad.
.
Así, este gobierno elegido democráticamente y que posibilitó que los argentinos hoy dispongan de 48.000 millones de reservas, recibe cátedras de los que endeudaron y vaciaron el país cuando fueron gobierno.
.
Desvergonzados e inmorales, es decirles poco.
.
Cristina quiere que esas reservas garanticen el Fondo del Bicentenario para demostrar que este país ya no está en el infierno del 2001 y 2002.
.
Los opositores, en cambio, quieren contraer más deudas afuera y que para pagarlas sean usadas las partidas presupuestarias que hoy van a salud, a educación, a fuentes de empleo, a desarrollo productivo, a consumo interno.
.
Le decían “ajuste” ¿se acuerda?
.
Ya en los albores de la patria, Mariano Moreno advertía sobre estas mismas cuestiones. En la Representación de los Hacendados y sobre la pretensión de algunos colonialistas de tomar un préstamo a una tasa usuraria del 12 % anual, decía: “Si no se tienen suficientes ingresos para responder, nada se aventaja con su hipoteca, pues los prestamistas desconfiarán justamente. Si sus fondos se consideran bastantes, háganse cargo de aliviar directamente los apuros…un doce por ciento de premio sobre capitales asegurados dice muy mal con el elevado celo que prefiere la pérdida de la tierra a un remoto peligro de que la herética pravedad la contagie”Estos mismos desvelos son los que manifestó la Presidenta cuando ayer dijo que “la especulación financiera es un gran negocio para algunos sectores minoritarios” La conspiración televisada refleja la imagen de un poder de representación repartido entre impares absolutos: la Presidenta es la expresión de la soberanía popular, ¿pero quién lo votó a Redrado, a Clarín, a la jueza?
.
Nadie, pero se alzan descaradamente contra un mandato presidencial.
.
Cobos, sí que fue votado por aquellos que lo mandataron para cuidarle las espaldas a la Presidenta. Y terminó apuñalándola y con ella a todos sus votantes.
.
Que no sigan avanzando.
.
Esta democracia es joven, pero no es tonta.
Read more »

Cobos dsvirtua la calidada institucional

sauroblogs
.
Julio Cleto Cobos el radical que, acompañando a Cristina Fernández, fue elegido como miembro del Poder Ejecutivo Nacional para ocupar el cargo de vicepresidente; con su ineptitud y malas artes políticas subvierte las instituciones conspirando contra la calidad de la Democracia y sus instituciones.
.
Con su habitual cara de nada, Cobos se pronuncia frente a los medios afirmando que el Poder Ejecutivo, al cual él pertenece, actúa deteriorando la calidad de las instituciones. Lo que tendría que aclarar Cleto Cobos es que cuando dice tal cosa respecto del Poder Ejecutivo nacional, está, en realidad, refiriéndose a sí mismo.
.
Él, Julio Cleto Cobos, miembro del Poder Ejecutivo Nacional, con el cual, de acuerdo al funcionamiento de la República y de los tres poderes que la conforman, debería coincidir y acompañar en su carácter de vicepresidente; deteriora el sentido y la calidad de la República y de los tres poderes que la conforman al posicionarse de manera contraria al Poder Ejecutivo Nacional, al cual pertenece.Él pone en cuestión su obligación de coincidir con el Poder Ejecutivo Nacional aduciendo que tal cosa sería sumisión, pero lo que parece no entender Cobos, quien en agudeza mental recuerda escalofriantemente a De La Rúa, es que ÉL es parte de ese poder y como parte del mismo lo debe acompañar; caso contrario produce la fractura del mismo deteriorando sus funciones y la calidad institucional. Más alla del papelón internacional frente a la originalidad argentina de tener un vicepresidente que es oposición del presidente...Un miembro del Poder Ejecutivo que se opone al mismo es una cuestión que no tiene lógica ni seriedad, mucho menos ética; pero ese es el sello que Cobos ha querido imprimirle a su función como vicepresidente: carecer de lógica, seriedad y de ética. Si Cobos, miembro del PEN se opone al PEN, lo ético y lógico sería renunciar y no desvirtuar la calidad institucional tal como lo hace con su actitud.
.
Él, Julio Cleto Cobos, el nuevo De la Rúa, vuelve a desvirtuar la calidad institucional cuando, desconociendo la letra de la Constitución Nacional; excede sus funciones de vicepresidente llamando a labores parlamentarias fuera del período de sesiones ordinarias. A él poco le importa lo que diga la Constitción Nacional, Cobos ha llegado aquí a deteriorar las instituciones y la democracia, manipulando con la ayuda de los medios, o en realidad ayudando a los medios, la letra de la Ley, intentando perversamente confundir a la población respecto de la adecuación o no de sus acciones.
.
El accionar de Julio Cleto Cobos es contrario a lo expresado en la Constitución Nacional y no hay interpretación de la misma que le permita afirmar lo contrario.
.
Respecto del último agravio de Cobos a la Constitución Nacional, es decir arrogarse la facultad indebida de llamar a labor parlamentaria fuera del período de sesiones ordinarias ¿qué dice la Ley?
.
Al respecto la Constitución Nacional expresa:
.
Capítulo tercero. Atribuciones del Poder Ejecutivo:
.
Artículo 99 inciso 9 (El presidente) Prorroga las sesiones ordinarias del Congreso o lo convoca a sesiones extraordinarias, cuando un grave interés de orden o de progreso lo requiera.
.
Es, según la Constitución Nacional, facultad del presidente convocar a labor parlamentaria fuera del período de sesiones extraordinarias. Entonces ¿cómo es que Cobos ha convocado a labor parlamentaria para el día miércoles 13 de Enero?¿
.
Acaso, en su confusa mente, cree que él es el presidente?¿Con qué torcida y ridicula interpretación del texto de la Constitución Nacional pretende justificar su actitud opuesta a la letra de la misma?
.
Ni siquiera su función como presidente del senado lo habilita para llamar a labor parlamentaria fuera del período de sesiones ordinarias, mucho menos lo habilita a ello el reglamento del Congreso de la Nación el que se funda en la Constitución Nacional y, por tanto, no contradice. Sin embargo Cobos se ha arrogado la facultad indebida de llamar a labor parlamentaria...
.
Es que acaso el Cleto pretende someter la Constitución Nacional a sus caprichos y a los designios de las corporaciones mediáticas que lo respaldan, engañando al pueblo con falsas posturas de respeto por las instituciones.
.
Cobos desvirtua la calidad institucional llamando, indebidamente, a un Congreso en receso a labor parlamentaria. Desvirtúa la calidad institucional del Poder Ejecutivo Nacional al ser parte del mismo mientras se le opone.En definitiva, Cobos con sus acciones desvirtúa la función de los roles que ocupa, tanto el de vicepresidente como el de presidente del senado; todo ello por anteponer sus intereses personales a los intereses de la Nación Argentina y al imperio de la Ley.
Read more »

Por primera vez, la humanidad se topa con el límite de los recursos naturales

Hervé Kempf, periodista de Le Monde, especializado en la defensa del medio ambiente. Kempf acaba de publicar su segundo libro, Para salvar el planeta hay que salir del liberalismo, sobre la devastación de los recursos naturales. Plantea que para diseñar políticas ecológicas hay que priorizar valores opuestos a los que rigen el ordenamiento económico y social del mundo.
.

Eduardo Febbro

Con una gran capacidad pedagógica y sin caer jamás en la histeria anticapitalista o en la denuncia incendiaria embebida en otras ideologías, Kempf plantea una evidencia ante la cual el ser humano cierra los ojos: la humanidad se dirige hacia su pérdida llevada por un modelo político y económico que terminó por contaminar y agotar la esencia misma de la vida. ¿Cómo sobrevivir a semejante cataclismo? De una sola manera, dice Kempf: rompiendo las amarras que nos ligan al capitalismo. Kempf demuestra que el capitalismo actual, enredado por la corrupción, la gula, la ceguera y el apetito especulativo de sus operadores es el responsable de la crisis ecológica que amenaza la existencia misma de nuestra aventura humana. El único remedio es, dice Kempf, romper su lógica, restaurar e inventar otros valores antes que un cataclismo nos trague a todos. Hoy, el sistema capitalista ni siquiera es capaz de garantizar la supervivencia de las generaciones futuras. Para salvar el planeta hay que salir del liberalismo saldrá en la Argentina en el primer semestre de este año siempre en las impecables e indispensables ediciones de Libros del Zorzal.


–En su libro anterior, Cómo los ricos destruyen el planeta, usted expuso un aspecto del saqueo de nuestro planeta. En esta segunda obra, usted formula a la vez una denuncia implacable sobre los estragos causados por el sistema al planeta y propone una metodología para atenuar la crisis del medio ambiente.

–Estamos al mismo tiempo en una situación de crisis ecológica extremadamente importante, con una dimensión histórica nunca vista antes, y en un sistema económico que no cambia pese a que todos los indicadores ecológicos están en rojo. La clase dirigente, que yo llamó la oligarquía, eligió no tomar las medidas necesarias para atenuar la crisis ecológica porque quiere mantener sus privilegios, su poder y sus riquezas exorbitantes. La oligarquía sabe perfectamente que para ir hacia una política ecológica habría que poner en tela de juicio sus ventajas. Para la filosofía capitalista todas las relaciones sociales están garantizadas únicamente por el intercambio de mercaderías. Para salir de esa situación y volver a una política ecológica y de justicia social hay que trabajar los valores de cooperación, de solidaridad, de bien común, de interés general.


–Hay así dos cataclismos simultáneos: el agotamiento del sistema económico y el agotamiento de los recursos naturales y los cambios del clima. Ambos podrían desembocar en un enfrentamiento.

–Ya estamos constatando ese enfrentamiento. La oligarquía mantiene un modelo cultural de hiperconsumo que difunde al conjunto de la sociedad a través de la televisión, la publicidad, las películas. Ese modelo tiene que cambiar, pero está tan arraigado en la manera de vivir de la oligarquía con su enorme acumulación de riquezas que ésta se opone a esos cambios. Un millonario nunca aceptará andar en bicicleta porque su modelo, su poder, su prestigio, es el auto caro. Si queremos atenuar la crisis ecológica, ése es el modelo que debemos romper. Es necesario reducir el consumo material y el consumo de energía. Estamos entonces en plena confrontación entre la ecología y la justicia, por un lado, y, por el otro, una representación del mundo totalmente inadaptada a los desafíos de nuestra época.


–¿Acaso la defensa del medio ambiente, todo lo que está ligado al clima, no puede llegar a convertirse en una nueva forma de plataforma política pero ya no marcada por la ideología?

–Desde luego que sí, tanto más cuanto que estamos en una situación histórica que nos impone esa plataforma. La crisis ecológica que estamos viviendo es un momento histórico. Es la primera vez en la historia de la humanidad que la humanidad se topa con los límites de los recursos naturales. Hasta ahora, la naturaleza nos parecía inagotable, y ello permitió la aventura humana. Pero desde hace una generación comprendemos que hemos llegado a un límite, entendemos que la naturaleza puede agotarse y que la humanidad, la civilización, debe establecer un nuevo lazo con su medio ambiente, con la naturaleza, la biosfera. El momento es a tal punto histórico que en un corto plazo, 20 o 30 años, éste es el tema que dominará todas las cuestiones políticas. Ese es el elemento clave de toda política que, sin ideologías, busque definir un post capitalismo ecológico y social. En no más de dos décadas debemos cambiar nuestra sociedad para enfrentar el desafío del muro ecológico al que la cultura humana está confrontada. Estamos obligados a realizar una mutación cultural, no sólo en la forma de concebir la sociedad, es decir, el desprendimiento de esa cultura capitalista que se volvió mortífera, sino también en la manera en que interrogamos la cultura occidental y esa dicotomía existente entre naturaleza y cultura. Hemos pasado a otro momento histórico.


–Pero hoy tenemos una suerte de paradoja general: estamos en un sistema capitalista ultra individualista y competitivo al mismo tiempo que vivimos en una sociedad de colectivización de la información y de contacto a través de Internet.

–Internet y la comunicación directa entre individuos no tienen aún el suficiente contrapeso. El poder capitalista no sólo controla los flujos financieros o el poder económico, también controla los medios de comunicación y ello impide que exista una verdadera expresión de la crítica social o la difusión de visiones alternativas. Internet es, por el momento, una sopapa de seguridad a través de la cual la crítica social y la crítica ecológica, que ahora empiezan a ir juntas, comienzan a tener canales de información independientes. Sin embargo, por ahora esa utilidad es mucho menos potente. Las capacidades de información alternativas de Internet o de los libros y revistas son todavía débiles frente a los medios dominantes, en especial la televisión, que está en manos de la oligarquía y que imprimen en la sociedad una visión controlada, dirigida y convencional de las cosas.


–Usted señala también los límites de la ilusión tecnológica. Usted demuestra cómo la oligarquía nos hace creer que la tecnología va a resolver todos nuestros problemas y cómo y por qué se trata de una mera ilusión destinada a perpetrar el sistema.

–El sistema capitalista quiere creer que vamos a resolver los problemas, en particular el del calentamiento global, recurriendo a los agrocarburantes, a la energía nuclear, a la energía eólica y a unas cuantas tecnologías más. Es cierto que esas tecnologías pueden jugar un papel, pero de ninguna manera están a la altura del desafío que nos plantea el calentamiento del planeta. Y no es posible que sea así porque, por un lado, el plazo y la dificultad para llevarlas a la práctica requieren demasiado tiempo para asumir las transformaciones necesarias. Los cambios climáticos se producen ahora a una velocidad muy alta y de aquí a unos diez años ya tenemos que haber cambiado de rumbo. Por otra parte, todas esas técnicas, si bien algunas tienen efectos favorables, también tienen efectos secundarios muy dañinos que no podemos ignorar. Resulta obvio que es necesario seguir investigando nuevas tecnologías, pero no podemos poner la tecnología en el centro de las acciones que deben emprender nuestras sociedades. En lo esencial, para prevenir la agravación de la crisis ecológica es preciso reducir el consumo material y el consumo de energía. Esa es la solución más directa. Pero ese cambio profundo de orientación de nuestras sociedades sólo se hará si el esfuerzo es compartido de manera equitativa, y ello pasa por la reducción de las desigualdades. Nadie aceptará cambiar su modo de vida si al mismo tiempo seguimos viendo a millonarios con Mercedes enormes, barcos gigantescos y aviones privados. Aclaro que reducir el consumo material y de energía quiere decir que vamos a desplazar, a reorientar nuestra riqueza colectiva.


–Usted dice al respecto que el porvenir no está en la tecnología sino en el armado de una nueva relación social.

–La cuestión que está en el centro de nuestras sociedades consiste en saber cómo los individuos se piensan a sí mismos y cómo piensan a los demás. Por eso debemos salir de esta visión individualista y competitiva, de esa visión del crecimiento indefinido. La pelea se juega en la cultura: se trata de saber qué es lo que define una conciencia común.


–Usted se burla con mucha pertinencia de ese discurso de protección del medio ambiente que tiende a hacer de cada individuo un militante ecologista siempre y cuando éste lleve a cabo ciertos gestos –dividir la basura, por ejemplo– individuales. Usted define ese método también como un engaño de la oligarquía.

–Sí, hay un discurso que dice "si cada uno de nosotros hace un esfuerzo" eso resolverá las cosas. No. Desde luego que consumir menos agua y andar menos en auto ayuda, pero ese enfoque individualista no resuelve nada. ¿Por qué? Pues porque en el fondo hay una cuestión política: si yo decido circular en bicicleta pero el gobierno y las grandes empresas deciden construir nuevas autopistas de nada servirá que yo circule en bicicleta. Además, decirle a la gente que es ella quien hará avanzar las cosas con pequeñas acciones individuales equivale a permanecer en el esquema individualista, que es el del capitalismo. No resolveremos nada con soluciones individualistas sino mediante una concertación colectiva y con actos colectivos.


–Para usted existe un lazo primordial entre la crisis ecológica y la libertad, por eso resalta que es importante salvar la libertad contra la tentación autoritaria del capitalismo.

–En el curso de su historia, el capitalismo estuvo asociado a la libertad, a la democracia. Incluso en el período de la Guerra Fría el capitalismo estaba asociado al mundo libre y a la democracia en su lucha contra la Unión Soviética. Pero luego de la desaparición de la URSS, el capitalismo perdió su enemigo. Ahora empezamos a notar, en el pensamiento de la oligarquía, una negación de la democracia y un abandono de la idea según la cual la democracia es algo positivo. Estamos en un período donde los capitalistas no están de acuerdo con la democracia. Al contrario, consideran que la democracia es para ellos algo peligroso porque, evidentemente, una sociedad democrática pone en tela de juicio el poder y, por consiguiente, pondrá en peligro la oligarquía. Hemos tenido un ejemplo de ello con la administración de George Bush. Las democracias de los países del Norte, Estados Unidos y Europa, están cada vez más enfermas, más debilitadas.


–¿En qué plano se inscribe la ecología en esta crisis de la democracia?

–Las tensiones ecológicas se están agravando cada vez más y al mismo tiempo la oligarquía persiste en querer mantener un orden social basado en la desigualdad. La tentación de recurrir a medios cada vez más policiales es cada vez más grande: vigilar la población, a los opositores, tener ficheros inmensos, mandar mucha gente a la cárcel, a cambiar, restringiéndolos, los textos de ley relativos a las libertades individuales y de expresión. Si la sociedad no se despierta y no logramos que avancen nuestras ideas sobre la justicia social para hacer frente a la crisis ecológica, la oligarquía, enfrentada al peligro ecológico, caerá en la tentación de utilizar medios más y más autoritarios.


–Eso fue lo que vimos en directo en la conferencia sobre el clima que se llevó a cabo en Copenhague. ¡La policía reprimió a mansalva a los representantes de las ONG invitadas por la misma ONU! ¿Acaso Copenhague no ha sido una visión de nuestro futuro?

–Absolutamente, es así. En Copenhague se operó además una convergencia entre el movimiento ecologista y los militantes antiglobalización, movimiento basado en los valores de justicia social. Eso quiere decir que ahora la cuestión del cambio climático se plantea en términos políticos. Lo segundo, hubo muchas manifestaciones, a menudo muy alegres, imaginativas y no violentas, que fueron reprimidas de manera tan sutil como peligrosa. En Copenhague vimos la experimentación de una suerte de dictadura blanda que la oligarquía está aplicando. Copenhague ha sido una cita importante porque allí se afirmó algo esencial: la contrasociedad se manifestó allí de manera mundial.

Read more »

Gracias por estar
----->POR NUESTRA SALUD MENTAL Y POR NUESTRAS DEMOCRACIAS CONSTANTEMENTE EN PELIGRO, "NUEVA LEY DE RADIODIFUSIÓN"....URGENTE<---------->ESTE ES UN BLOG SÓLO PARA GENTE VULGAR ~ INTELECTUALES-INTELIGENTES Y SABIOS COMO VOS ABSTENERSE ~~~~ NO TE OLVIDES DE JORGE JULIO LÓPEZ ~~~~ ¿TE ACORDÁS DE LOURDES DI NATALE?<--------->NO TE OLVIDES DE LA IV FLOTA NI DEL ACUÍFERO GUARANÍ<----

Gorilas Argentinos

Pajarito Comecocos

La Mierda Oficialista

Pino Qué Te Pasó ??

La Mesa Criolla

Los une el es pando

Garzón es Argentino

Pino y Doña Rosa contra los bloggeros que no piensan como él (un escándalo)

Nace UnaSur. Agarrate Catalina. Néstor Por Siempre

El hombre que nunca dejó de ser un niño

Quisiera que me recuerden

Llegaremos a tiempo. Si Pingüino Querido. ¡¡Si!!

Treinta mil

Hasta Siempre Néstor

Liliana Felipe

Dame un candidato. Barragán. Je

Related Posts with Thumbnails